Un incendio arrasó ayer la nave de la discoteca Grados de la localidad alicantina de San Isidro. El fuego se declaró sobre las siete de la tarde y de inmediato se formó una gran columna de humo visible desde varias poblaciones de los alrededores. A la hora en que se inició el siniestro, el local estaba vacío y cerrado.

Durante nuestra estancia simplemente hemos buscado estar relajados disfrutando de la gastronomía de las islas, sus pueblos y hacer algo de senderismo por sus montaas. Me ha sorprendido la cantidad de lugares interesantes que ofrece la isla, nosotros ni hemos pisado la playa, en parte porque es Enero y no nos apetecía mucho meternos al agua. Los guiris sí que se metían sin miedo alguno, e incluso se tostaban al sol y tomaban ese color anaranjado que les caracteriza.

La perspectiva es a un giro a la derecha, a mayores acuerdos con los partidos blanco y colorado, en un sentido privatizador y anti sindical. Y tambi el desempleo. La falta de perspectivas.. En casi todas partes la sociedad comenz a americanizarse de una manera, que a veces rayaba en lo absurdo. Las mujeres, como en las pel de Holywood, se volvieron m liberales sexualmente hablando: eso no es lo absurdo, y asumieron patrones de consumo que antes no era comunes en ellas. Muchos pa se embarcaron en la dolarizaci de sus econom En el sector p se puso en marcha un tipo de gesti del Estado, que condujo a la desmantelaci del Estado de bienestar: el estado asistencialista lo llamaban los tecn reci salidos de Harvard, en sociedades, como la latinoamericana, que nunca hab implementado el Estado de bienestar..

Outwardly, impressions of some characters transcend their theatrical run and fans take away quotable dialogues and pop culture references that are immortalized. After playing characters like Bhiku Mhatre (Satya), Govind Deshpande (Sarkar 3) and Sardar Khan (Gangs of Wasseypur) I wondered at the murky methods of coming out of what is largely a disturbing mind space. How much of a toll does going too deep into the character take on an actor and do they really ever come out of it?.

Nos piden documentación y nos multan a los tres adultos. No le piden ningún ticket a ninguno de los demás usuarios del tranvía, que por cierto se veía que no eran turistas como nosotros. Ahora a esperar a que me llegue la notificación y pagar 150 euros ( 50 cada uno ).

Para quien le gusta el pescado este restaurante y todo el concepto que est detr de es realmente una experiencia digna de ser vivida. En aparece una multitud llegando a lo que ser la costa de una ciudad grande y moderna, esta gente se amontona y queda atrapada entre el cemento a sus espaldas y el mar. Una civilizaci moderna que parece empujarnos hasta los l La gente va saltando al mar y es rescatada por «peces voladores».